¿Se puede dejar de comer carne?

5 abril 2020

"Comer o no comer carne", esa es la cuestión. Una cuestión que divide a la sociedad. Una batalla a favor y en contra del vegetarianismo. Vamos a analizar cuáles son las consecuencias de eliminar la carne de nuestro menú.

Las ventajas de una dieta sin carne no necesitan ser reformuladas una vez más. Incluso la Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte de las consecuencias desprendidas del consumo de carne, especialmente de carne roja y procesada, ya que ha demostrado que puede resultar cancerígena.

Un estudio del Instituto Nacional del Cáncer de los Estados Unidos concluyó recientemente que el consumo está asociado con no menos de nueve enfermedades, desde el cáncer hasta las enfermedades cardíacas o respiratorias, pasando por disfunciones cerebrales, la diabetes, las infecciones, el Alzheimer y las enfermedades hepáticas y renales.

La pregunta que surge de esto es por tanto evidente:

¿Por qué no dejar de comer carne y hacerse vegetariano?

Para nosotros no parece ser tarea fácil. Los españoles consumen de media más de 21 kilos de carne al año. Y eso es por supuesto demasiado.

Y cuando llegas al punto en el que quieres dejar de comer carne, normalmente te enfrentas a las siguientes preguntas:

  • ¿No tengo una deficiencia vitamínica?
  • ¿Qué hay de la deficiencia de hierro o de proteínas? (Después de todo, la carne nos proporciona proteínas y vitaminas que sólo están contenidas en ella)
  • ¿Qué es lo que realmente le pasa a mi cuerpo si dejo de comer carne?

Vamos pues a ir dando respuesta a estas preguntas. Empecemos desde el principio y demos por sentado que la carne no es mala en sí misma. Contiene proteínas de alta calidad, nos proporciona vitaminas B, hierro y zinc. Además, la carne es un proveedor de proteínas. En el caso de la vitamina B12, debemos tener en cuenta que esta vitamina se encuentra casi exclusivamente en los productos animales.

Sin embargo, el hombre no depende de la carne para una vida sana. La gama de alimentos de que disponemos es tan larga que no debería ser un problema para nosotros sustituir las vitaminas y nutrientes que faltan por productos vegetales.

CONTENIDO()

    ¿Pero qué pasa exactamente en el cuerpo cuando dejas de comer carne?

    Pérdida de inmunidad a ciertas enfermedades

    Que los vegetarianos en realidad viven más que los consumidores de carne no ha sido aún definitivamente probado por la ciencia. Un estudio a gran escala realizado por investigadores australianos sólo pudo demostrar que los vegetarianos mueren más saludablemente.

    Por lo tanto, el riesgo general de enfermedad es menor entre los vegetarianos, y esto puede tener, por supuesto, un efecto positivo en la mortalidad general.

    Pérdida de peso

    Según algunos estudios, la obesidad también se reduce absteniéndose de comer carne. Como la cocina vegetariana contiene frecuentemente menos ácidos grasos saturados, el nivel de colesterol es más bajo que el de los consumidores de carne.

    Mejora de la flora intestinal

    Eres lo que comes, ninguno de nuestros órganos lo sabe mejor que los intestinos. Investigadores de la Universidad de Nueva York han descubierto que los veganos y los vegetarianos tienen tipos de bacterias intestinales más protectores que los consumidores de carne. ¿Por qué es así? Nuestros intestinos prefieren la fruta, las verduras y los alimentos con ácido láctico como el yogur o el kéfir. Este tipo de alimentos son más comunes en las dietas vegetarianas o veganas que en las dietas que contienen carne.

    Aumento de la empatía

    Según estudio llevado a cabo por neurocientíficos italianosapunta a que las regiones de la red empática son más activas en los vegetarianos y veganos. Reaccionan más fuertemente a las escenas negativas que se les mostraron por medio de imágenes que los consumidores de carne.

    Mejora del olfato

    ¿Un olfato más fino gracias a una dieta vegetariana? Suena un poco extraño, pero ha sido confirmado por investigadores de la Universidad de Carlos en Praga. No sólo los vegetarianos obtuvieron mejores resultados en la prueba olfativa, sino que su olor a sudor fue calificado como más agradable que el de los consumidores de carne.

    Deficiencia de nutrientes y vitaminas

    Hay que tener cuidado con las deficiencias de nutrientes y vitaminas
    Como hemos comentado al principio, la carne contiene minerales valiosos como el hierro y el zinc. También nos proporciona importantes vitaminas B como la vitamina B1, B2, B6 y B12. Esta última sólo está contenida en la carne, el pescado y la yema de huevo. Por lo tanto, quien prescinda de la carne, y posiblemente incluso de productos animales como los huevos, debe asegurarse una ingesta equilibrada de ciertos nutrientes.

    En caso de que te decantes por una alimentación vegetariana o vegana, puedes obtener la vitamina B12 de algunos productos fermentados como el chucrut. Además, algunos cereales o quesos están enriquecidos con esta vitamina. Aunque el hierro vegetal está contenido en grandes cantidades en las legumbres y los productos integrales, es más difícil de conseguir que el de origen animal. Esto se debe a que son menos solubles en grasa y no pueden ser absorbidos tan bien por la pared intestinal. Una gran parte del hierro vegetal es simplemente excretado de nuevo a través de los intestinos. El cuerpo sólo absorbe entre el 3 y el 8 por ciento del hierro vegetal. En el caso del hierro animal, el promedio es del 20 por ciento.

    Por último te dejamos un pequeño consejo: La vitamina C puede aumentar siete veces la absorción de hierro. Así que combina los alimentos ricos en vitamina C con los que contienen hierro.

    A pesar de las ventajas de no comer carne, vemos que también tiene sus desventajas, así que ahora la decisión es tuya. Apuesta por una dieta equilibrada y come de todo.

    Subir

    Este sitio utiliza Cookies para ofrecerte la mejor experiencia de usuario. Si continuas navegando asumiremos que aceptas nuestra política. Más Información