Dieta disociada en 2020: Análisis, precio, recetas y opiniones

La reducción del porcentaje de grasa corporal no es algo que busquen sólo aquellas personas que quieren perder los kilos de más, sino que muchos seguidores de las dietas proteicas también se encuentran con la dificultad de evitar el efecto de estancamiento en el proceso de eliminación de grasa extra. Aquí es donde entra el juego la dieta disociada.

El endocrinólogo João César Castro Soares desarrolló un método que permite ayudarte a planificar tu dieta. De esta manera, puedes preparar tus comidas de manera que incluyan nutrientes más adecuados para cada momento del día. Básicamente, el lema de esta dieta sería: “Para perder peso se puede comer de todo, pero no al mismo tiempo”. Si estás buscando una dieta efectiva, puede que la dieta disociada sea la más adecuada para tí.

dieta disociada como funciona

🤔¿Qué es la dieta disociada?

La dieta disociada trata sobre la relación existente entre carbohidratos y proteínas. El objetivo principal de esta dieta es guiar a las personas para que no combinen estos dos nutrientes principales dentro de la misma comida. Como hemos visto en otras ocasiones, existen numerosas dietas que se basan en la eliminación del consumo de carbohidratos de manera parcial o total, por considerarlo perjudicial para la pérdida de peso. Sin embargo, la dieta disociada sugiere que la pérdida de peso se logra gracias a la combinación de hidratos de carbono y proteínas.

Los estudios en los que basa su teoría la dieta disociada son aquellos que demuestran que las proteínas y los carbohidratos, cuando se combinan, pueden causar una mayor liberación de insulina, ya que es una de las principales hormonas que inhibe la enzima que actúa en la descomposición de las moléculas de grasa del cuerpo. Por otro lado, hay quien dice que consumiendo estos nutrientes por separado se logra una mayor sensación de saciedad.

💪¿Cómo funciona la dieta disociada?

La dieta recomienda no consumir carbohidratos con alimentos que contengan proteínas, es decir, debe utilizar verduras y hortalizas como acompañantes de la pasta, las patatas o el arroz.

Independientemente de esto, los carbohidratos deben consumirse por la mañana y al mediodía, de manera que tengamos suficiente energía para rutina diaria de entrenamiento. Las proteínas deben consumirse en las últimas comidas del día, es decir, porque es un momento en el que el metabolismo es menos rápido y esto proporciona saciedad, quitándonos las ganas de atracar la nevera en las últimas horas del día. Cuando los carbohidratos se consumen por la noche, se almacenan y retienen como grasa local, no se utilizan como fuente de energía porque el metabolismo funciona más lentamente. Además, al consumir proteína por la noche ayudamos a la construcción de masa muscular.

Además de esto, el Doctor Castro recomienda reservar un día a la semana en el que sólo bebamos líquidos, sin ningún alimento sólido. Esto puede hacer sin duda que la dieta nos resulte mucho más restrictiva, pero sin duda nos ayudará a lograr nuestro objetivos. Más adelante veremos unos consejos sobre cómo afrontar este día de la forma más fácil.

Para alcanzar resultados de calidad a largo plazo, se recomienda por lo menos realizar la dieta durante 3 meses consecutivos.

👌¿Qué alimentos están permitidos en la dieta disociada?

Una persona que sigue la dieta disociada, come alimentos sólidos 6 días a la semana. Durante estos días, come hidratos de carbono en las primeras comidas del día y deja las proteínas para merienda o la cena. El día restante, sólo bebe líquidos. Veamos cómo sería un menú típico de una persona que practique la dieta disociada:

Desayuno (6 días a la semana)

  • 200 ml de leche desnatada o de soja (también té o café)
  • Pan integral, cereales o tostadas
  • Pasta, atún ligero, ricotta baja en grasa, o jalea real.

Almuerzo (6 días a la semana)

  • Una fruta fresca o una taza de té (o café)

Comida (6 días a la semana)

  • Verduras y verduras (deben comerse cocidas, crudas o a la parrilla);
  • Hidratos de carbono (patatas, boniato, alubias, arroz, etc.);
  • Legumbres (garbanzos, guisantes, etc.);
  • Una fruta fresca de postre.

Merienda (6 días a la semana)

  • Un yogur sin grasa o una gelatina.

Cena (6 días a la semana)

  • Ensalada o sopa con verduras
  • Un filete de carne magra (a la parrilla, al horno o cocido)
  • Huevos
  • Una gelatina de postre.
alimentación dieta disociada

Vamos ahora con la dieta para ese día en el que como hemos visto sólo beberemos líquidos, prescindiendo de todo alimento sólido.

Desayuno (1 día a la semana)

  • 1 frasco de vitamina de plátano (con 300 ml de leche de soja y 2 cucharadas de avena).

Almuerzo (1 día a la semana)

  • 1 vaso mediano (300 ml) de jugo natural de sandía.

Comida(1 día a la semana)

  • 2 tazones de sopa de yuca (pasada por la batidora);
  • 1 vaso (200 ml) de jugo natural de maracuyá.

Merienda (1 día a la semana)

  • 1 vaso (150 ml) de yogur griego o magro;
  • Una pequeña taza de gelatina ligera.

Cena (1 día a la semana)

  • 2 tazones de sopa de espinacas (pasada por la batidora);
  • 1 vaso (200 ml) de jugo de piña natural.
  • 1 vaso (200 ml) de leche de soja.
comida disociada

📈¿Cuánto cuesta la dieta disociada?

El libro oficial de la dieta disociada cuesta más de 30€. Sin embargo, te recomendamos que presciendas de él, ya que básicamente toda la información que contiene se encuentra en este artículo. De todas formas, el libro está a la venta en librerías.

Lo que siempre recomendamos a usuarios, familiares y amigos que quieren probar este método es que se ahorren el dinero que cuesta el libro, y que combinen la dieta disociada con batidos, para lograr un efecto más duradero y de mayor calidad. Pueden ser adquiridos a través del siguiente enlace: https://amzn.to/2YaaNwQ

💚Ventajas de la dieta disociada

  • Se adapta a todo tipo de comidas, poco restrictiva
  • Método simple
  • No hace falta contar calorías
  • Se puede combinar con suplementos

❤Desventajas de la dieta disociada

  • Hasta que el cuerpo se acostumbra, puede ser difícil aguantar un día sin comer
  • Puede resultar cara si no se combina con suplementos
  • Requiere ser bastante metódicos

Algunos consejos extra

  • Combina la dieta disociada concon algo de ejercicio. Te sentirás mejor, dormirás mejor y estarás ayudando a acelerar tu metabolismo.
  • Bebe té y alimentos termogénicos para estimular tu metabolismo.
  • Planifica tus compras. No dejes de seguir tu plan porque no haya comida en la nevera.
  • Bebe 2 litros de agua al día para mantener el cuerpo hidratado y proporcionar todos los beneficios que ello conlleva.
  • Recuerda: La dieta disociada no te prohíbe comer, sino todo lo contrario, te permite hacer muchas comidas diferentes y muchas combinaciones, pero también se permiten suplementos. Te siempre en cuenta que cualquier dieta se basa en un equilibrio. Lo más importante es ser constantes, por lo que si ves que te resulta difícil, siempre puedes tomarte algún día de pausa, en el que comas lo que realmente te apetezca. Es importante disfrutar de vez en cuando de ciertos manjares, pero siempre con moderación.

¿Es la dieta disociada una forma saludable de perder peso?

A pesar de lograr resultados con relativa rapidez, debes tener en cuenta que si cambias de unos hábitos de alimentación poco saludables a una alimentación disociada, totalmente estricta, es posible que puedas perder más de 10 kilos al mes. Es precisamente por esto, por lo que te recomendamos que siempre hagas transiciones graduales. No te obsesiones con seguir la dieta a rajatabla desde el principio. Es importante seguir una progresión tanto al empezar con cualquier dieta como al terminarla.

Los alimentos que se permiten en la dieta disociada son saludables y, aunque podrían provocar un aumento de peso cuando se comen juntos, resultan beneficiosos para el cuerpo. Además, como ya hemos visto, podemos comer prácticamente lo que queramos, siempre que no mezclemos ciertos alimentos. SIn duda un punto importante.

De todas formas, es posible que esta dieta hipocalórica pueda llegar a causas algunas deficiencias de ciertas vitaminas y nutrientes. Es por ello que te recomendamos que te saltes la dieta de vez en cuando. Esto hará que durante la digestión, se absorban ciertos nutrientes necesarios para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo. Es importante que no seamos demasiado estrictos.

🏃‍♀️¿Cómo puedo mantener la dieta disociada a largo plazo?

Si tienes problemas para mantener este régmien disociado a largo plazo, tienes dos opciones:

  • Seguir con la dieta, aunque siendo menos restrictivos
  • Reanudar una dieta normal, con el riesgo de recuperar los kilos perdidos

Si eliges la segunda opción, ¡puedes recuperar tus kilos muy rápidamente! Por lo tanto, es necesario volver de forma gradual a nuestra dieta habitual.

Puede hacer que te canses rápidamente.

Otras dietas disociadas

Existen otras variedades de la dieta disociada. Aunque todas partes de los principios de esta dieta, son muy difentes entre sí. Vamos a verlas.

Plan disociado de Antoine

Este método incluye sólo una sola comida al día. Se trata de un método basado en un equilibrio alimentario repartido a lo largo de una semana en lugar de un día como de costumbre, y en un número bien definido de calorías por día. El programa es el siguiente:

  • Lunes: Verduras.
  • Martes: Sólo carne
  • Miércoles: Huevos
  • Jueves: Leche
  • Viernes: Pescado
  • Sábado: Frutas
  • Domingo: Libre

La ingesta diaria de calorías debe ser de 1150 Kcal.

Es una solución bastante drástica, muy difícil de mantener a largo plazo, pero que permite una rápida pérdida de peso.

Dieta Montignac

Si se basa en el principio básico de una dieta disociada, pero en este caso el método Montignac se centra principalmente en el consumo de azúcar. Recomendado para los diabéticos, prohíbe los alimentos con un alto índice glucémico. También distingue entre las grasas buenas y malas y separa los carbohidratos rápidos de los lentos.

Con esta dieta disociada, fácil de seguir a largo plazo, podrás perder peso según tus objetivos. Para lograrlo, deberemos planificar muy bien nuestras comidas diarias y estudiar los valores nutrionales de lo que estamos comiendo. Algo restrictivo sin duda, pero eficaz y relativamente equilibrado.

Dieta Shelton

El método Shelton se basa en clasificar los alimentos no según sus propiedades nutricionales (azúcar, proteínas, almidón) Sino en centrarse en las combinaciones de los alimentos y estudiar qué combinaciones son las que te haces engordar.

Esta dieta resulta muy complicada porque tiene un nivel de detalle muy grande. A menos que realmente quieras invertir mucho tiempo, será bastante difícil seguir esta dieta.

La dieta escandinava

Esta dieta disociada tiene por objetivo mantener al cuerpo libre de carbohidratos durante 15 días y aumentar la ingesta de proteínas. Después, se hace a la inversa reintroduciendo los carbohidratos y eliminando las proteínas. Esto permite a tu cuerpo hacer un mejor uso de los alimentos que ha absorbido.

La dieta escandinava puede hacerte perder varios kilos, pero a veces provoca problemas de comportamiento (estrés, nerviosismo) y fatiga. Es una forma interesante de reorganizar la dieta, pero requiere seguimiento estricto.

opiniones dieta disociada

🍀Opiniones de usuarios

Vamos por último con las opiniones que nos han dejado los usuarios que han decidido probar este método.

María Jesús, 46 años

Empecé con la dieta por la recomendación de una amiga. Desde entonces (2 meses), he perdido casi 14 kilos y estoy encantada. Desde mi último embarazo había tenido unos cuantos kilos de más, y hasta ahora me había resultado imposible deshacerme de ellos. Es verdad que la dieta es un poco dura al principio, pero mi amiga me recomendó empezar poco a poco, y la verdad es que se me hizo más ameno. ¡Por cierto! Recomiendo hacer la dieta en compañía de alguna amiga, eso creo que es lo que más me ayudó, ya que siempre nos hemos compenetrado mucho, compartimos la información que leemos, nos damos consejos… Sin duda es genial.

Alba, 34 años

Llevo con esta dieta a vueltas desde hace más de un año. Como me cuesta mucho planificarme, recurro de vez en cuando a suplementos para no tener déficit nutricional. Me resulta bastante complicado estar todos los días pensando en qué comer aunque algunas amigas lo llevan sin problemas. Además, suelo saltar la dieta una o dos veces a la semana. Algún capricho siempre acaba cayendo. Sin embargo, si no la dejo es porque veo que me está funcionando. He perdido casi 15 kilos y estoy en mi peso ideal. Antes de hacer la dieta casi no podía hacer deporte porque me dolían las rodillas. ¡Empecé caminando poco a poco y ahora ya puedo incluso salir a correr!, algo que no podía hacer desde que estaba en el colegio.

Pedro, 37 años

Yo siempre he sido muy contrario a hacer dietas. Mi mujer se empeñó en empezar con la dieta disociada. Al final nos pusimos los dos con ella y la verdad es que aguanté 4 meses. Empezamos de forma muy gradual y la verdad es que funcionaba. Llegamos a perder 21 kilos (ella) y 14 kilos (yo). De todas formas, debido a mi trabajo me resultaba imposible seguir con la dieta así que la tuve que dejar. Eso sí, la dejé de forma gradual también, y no he recuperado ningún kilo desde entonces. Mi mujer sigue, y ya ha perdido más de 30 kilos, tras 7 meses. Es sin duda una dieta interesante y funciona, pero que dependiendo del tipo de persona o de trabajo que tengas es difícil de cumplir de manera estricta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *